Querid@ herman@ no se como has "tropezado" con esta web de "reflexiones de un cura inquieto", pero me alegro.
Esta web es un espacio donde este presbítero diocesano quiere compartir vivencias, pensamientos, reflexiones, homilías y colaboraciones de todo tipo...

No hago teología "de libro" sino teología encarnada en la pastoral desde las claves de la ternura y misericordia como nos lo propone el bueno de nuestro Papa Francisco. Creo en el Dios de Jesús, en la iglesia como comunidad de hermanos y casa de acogida. Escogí como lema de ordenación aquello que dijo San Juan Bosco al final de su vida cuando elogiaban su obra; "Ella lo ha hecho todo".

Este proyecto surgió por el ánimo y el empuje de varias personas que me animaron a lanzarme al ciber-espacio. En ese momento a mi enfermedad renal tenía que dedicarle 3 veces por semana 4 horas por sesión a la hemodiálisis... Es por ello que en esas horas me daba mucho tiempo para rezar, escribir y reflexionar. Y les dije que adelante con la web. El 4 de agosto del 2016, recibí el anhelado trasplante de riñón; ahora dedico ese tiempo a este apostolado pero sin ataduras hospitalarias.

Llevo una parroquia en Irún (diócesis de San Sebastián), una capellanía de religiosas, y colaboro en otras, sirvo en la consiliaria del movimiento de Cursillos de Cristiandad y colaboro en la pastoral de Migrantes en mi zona. Mi pertenencia a la Orden de Predicadores por medio de la Fraternidad Sacerdotal de Santo Domingo, me hace estar siempre al servicio de la Palabra, por eso a menudo doy retiros y encuentros con religiosas y laicos.

Mis fuentes son la Sagrada Escritura, los sant@s y sobre todo el apostolado con pobres, enfermos, religios@s y todo lo que hago en nombre de Jesús de Nazaret... Aquí tienes un hermano para lo que necesitéis.

¡¡¡Bienvenido; esta es tu casa!!!
Iñaki Benito - Pbro.
A.M.D.G.

Te invito a que te unas y publicites nuestros canales de Facebook y YouTube, busca "reflexiones de un cura inquieto"
  • Postado Por : Reflexiones de un cura inquieto viernes, 3 de noviembre de 2017

    Una familia católica de Napa en California, Estados Unidos, narró cómo el rezo del Rosario salvó sus vidas y sus propiedades ante los incendios forestales que asolaron la región recientemente.
    La noche del 8 de octubre, Kenny y Ninveh Omlin estaban en casa con sus hijos cuando recibieron varias llamadas de la niñera quien les alertó que mientras conducía por la carretera había visto un incendio cerca de su propiedad.
    Cuando la pareja se asomó por la ventana no vieron fuego pero unas horas después notaron que las llamas se acercaban y decidieron evacuar.
    Mientras Ninveh subía en uno de los autos de la familia a sus hijos Noah, de un año, y Jonah, que solo tenía dos semanas de nacido, Kenny se dirigió a la casa de sus padres, Karl y Kathy, donde también vive su hermano Karl, quien tiene Síndrome de Down.
    Ninveh indicó al National Catholic Register que en medio de la angustia llamó a su madre para que rezara el Rosario por la seguridad de toda su familia y que luego comenzó a recibir mensajes de varias personas que les aseguraban que oraban por ellos.
    “¡Qué apoyo era tener eso!”, expresó y dijo que “era realmente aterrador ver la furia del fuego de esa manera. Fue algo impactante, fuera de este mundo”.
    Ninveh también relató que su suegra Kathy se sumó al rezo del Rosario para pedir la protección de la Virgen.
    Días después, cuando ya había pasado el peligro, los Omlin regresaron a su propiedad para evaluar los daños y se sorprendieron al ver que su casa y la de los padres de Kenny estaban intactas.
    Notaron que el fuego solo había llegado hasta el cerco de alambres que rodea su casa y que las llamas se habían detenido ante la imagen de la Virgen María que está en el jardín.
    “A un lado del cerco todo estaba negro y al otro lado no había nada”, comentó Ninveh y aseguró que sus vidas y sus propiedades se salvaron gracias a “las oraciones de la madre de Kenny y de mi mamá”.
    Ver intacta la imagen de María “me pone la piel de gallina” y confirma “el poder de la oración”, agregó.
    Kathy dijo también que el Rosario es “mi consuelo” y “cada vez que hay algo que no puedo entender ni averiguar o si me estreso, empiezo a rezarlo”.
    Los incendios en el norte de California han consumido más de 99 mil hectáreas y han dejado un saldo de al menos 40 muertos y 75 mil personas se han visto obligadas a dejar sus hogares.
    Las autoridades estatales estiman que las pérdidas materiales superan los 100 mil millones de dólares y que la recuperación de la zona tomará años.

    0 comentarios

  • IÑAKI BENITO - Pbro. Traducido Por: Daniel Chipana M. - Designed by Daniel Chipana M.