Querid@ herman@ no se como has "tropezado" con esta web de "reflexiones de un cura inquieto", pero me alegro.
Esta web es un espacio donde este presbítero diocesano quiere compartir vivencias, pensamientos, reflexiones, homilías y colaboraciones de todo tipo...

No hago teología "de libro" sino teología encarnada en la pastoral desde las claves de la ternura y misericordia como nos lo propone el bueno de nuestro Papa Francisco. Creo en el Dios de Jesús, en la iglesia como comunidad de hermanos y casa de acogida. Escogí como lema de ordenación aquello que dijo San Juan Bosco al final de su vida cuando elogiaban su obra; "Ella lo ha hecho todo".

Este proyecto surgió por el ánimo y el empuje de varias personas que me animaron a lanzarme al ciber-espacio. En ese momento a mi enfermedad renal tenía que dedicarle 3 veces por semana 4 horas por sesión a la hemodiálisis... Es por ello que en esas horas me daba mucho tiempo para rezar, escribir y reflexionar. Y les dije que adelante con la web. El 4 de agosto del 2016, recibí el anhelado trasplante de riñón; ahora dedico ese tiempo a este apostolado pero sin ataduras hospitalarias.

Llevo una parroquia en Irún (diócesis de San Sebastián), una capellanía de religiosas, y colaboro en otras, sirvo en la consiliaria del movimiento de Cursillos de Cristiandad y colaboro en la pastoral de Migrantes en mi zona. Mi pertenencia a la Orden de Predicadores por medio de la Fraternidad Sacerdotal de Santo Domingo, me hace estar siempre al servicio de la Palabra, por eso a menudo doy retiros y encuentros con religiosas y laicos.

Mis fuentes son la Sagrada Escritura, los sant@s y sobre todo el apostolado con pobres, enfermos, religios@s y todo lo que hago en nombre de Jesús de Nazaret... Aquí tienes un hermano para lo que necesitéis.

¡¡¡Bienvenido; esta es tu casa!!!
Iñaki Benito - Pbro.
A.M.D.G.

Te invito a que te unas y publicites nuestros canales de Facebook y YouTube, busca "reflexiones de un cura inquieto"
  • Postado Por : Reflexiones de un cura inquieto miércoles, 5 de julio de 2017

    Unas 200 personas, entre policías y sujetos armados con cuchillos, barras de hierro y palos, atacaron el monasterio benedictino ubicado en la provincia vietnamita de Thua Thien Hue, destruyendo también una cruz y una imagen de Jesús.
    El P. Anthony Nguyen Van Duc, superior del monasterio benedictino de Thien An, en la provincia de Thua Thien Hue, denunció que el ataque ocurrió el 28 y 29 de junio, en el cual también fueron agredidos los monjes.
    En un comunicado, el sacerdote condenó el asalto y señaló que desean lograr justicia “de forma pacífica y proteger la propiedad de la Iglesiahasta nuestro último aliento”.
    El P. Duc recordó que los benedictinos tienen la propiedad del monasterio y sus 107 hectáreas de bosque de pinos y tierras de cultivo desde 1940. “Nunca hemos transferido la pertenencia de la propiedad a persona u organización alguna”, expresó.
    Sin embargo, UCANews recordó que desde 1975 el gobierno comunista “tomó” 57 hectáreas de las tierras del monasterio y se las entregaron a una compañía forestal.
    En el año 2000 el régimen confiscó el resto de las tierras y se las dio a una compañía de turismo, pero permitió a los benedictinos conservar seis hectáreas incluyendo el monasterio.
    “Para agravar la situación, autoridades locales han previamente confiscado tierra de los benedictinos y se la otorgó a otros funcionarios que a su vez la vendieron a otras partes para construir casas y pagodas budistas”, indicó UCANews.
    Esta es la tercera vez en que las autoridades son acusadas de profanar la cruz desde 2015. El símbolo católico había sido restaurado el pasado 26 de junio.
    La cruz de los benedictinos había sido destrozada también en junio de 2016.
    El superior denunció que en el último ataque, los asaltantes golpearon a los monjes que intentaron proteger la cruz, incluso un policía golpeó varias veces en la cabeza al P. Anthony Vo Van Giao con un palo de madera.
    A la vez, relató, un grupo de mujeres insultaban a los religiosos, mientras varios policías y matones amenazaban con agredir a los monjes y visitantes. Además robaron una motocicleta que pertenecía al monasterio.
    Por su parte, el P. Peter Khoa Cao Duc Loi dijo a UCANews que el 30 de junio Nguyen Tai Tue, jefe del comité provincial de relaciones religiosas visitó con cuatro oficiales el monasterio y entregó pasteles y leche a los seis monjes heridos.
    El sacerdote relató que el funcionario del régimen comunista dijo que “lamentamos el incidente que ha ocurrido, el cual se salió de control”. Además culpó a ambas partes “que no controlaron su temperamento”.
    El funcionario prometió solucionar la disputa entre el gobierno y los monjes, mientras que un grupo de trabajadores talan los pinos para construir una carretera de cinco metros de ancho para separar el monasterio del resto de las tierras confiscadas.
    "La policía todavía nos vigilan y nos visitan todas las horas, día y noche”, denunció el sacerdote. Sin embargo, aseguró que los benedictinos están reparando la estatua rota y la reinstalarán en el lugar que le corresponde para proteger su propiedad.

    0 comentarios

  • IÑAKI BENITO - Pbro. Traducido Por: Daniel Chipana M. - Designed by Daniel Chipana M.